Helado exprés de Amazake de arroz con Kuzu

Un delicioso y nutritivo helado en lo que tarda el congelador en enfriarlo

Ingredientes (Receta para cuatro personas)

 

 

-350Grs aprox. de Amazake (un bote)

-Una cucharada sopera  rasa de Kuzu

-Una cucharada sopera colmada de azúcar moreno. (si os gusta muy dulce, poner algo más, pero tened en cuenta que el Amazake ya es dulce de por si)

-200ml de nata vegetal de arroz.

Preparación

 

 

Esta receta es especialmente deliciosa, a la par que sana y rápida.

Lo único que hay que hacer es tener los ingredientes adecuados, y batirlos todos con la batidora hasta que queden bien integrados.

Una vez batidos, poner en un recipiente con tapa y congelar un mínimo de una hora. Decorar al gusto.

En esta receta hemos añadido mini-cookies para darle un toque crujiente. Pero admite chocolate, fruta… Es como un lienzo en blanco.

Otra opción es hacerse unos batidos super refrescantes, solo con un vaso de bebida vegetal de arroz y una bola del helado que hemos hecho.

Tips:

 

 

Entiendo que no todo el mundo sabe lo que es el amazake o el kuzu. Esta receta es para que os lancéis a probarlos, merece la pena.

El Amazake ya de por si solo está delicioso, puede comerse tal cual a cucharadas, Se lo conoce como el dulce sake sin alcohol pues el proceso de elaboración de esta bebida de arroz fermentada con koji es muy parecido. La principal diferencia es que, cuando el arroz ha fermentado en azucares naturales, la fermentación se para para que no de alcohol.

Se puede tomar de infinidad de maneras:

Como postre, comiéndolo directamente a cucharadas, como si fuera un yogur.  Es un gran sustituto de edulcorantes, sustituyendo 3 cucharadas de amazake, por cada cucharada de azúcar. Como es rico en enzimas, también va muy bien para elaborar pan, cakes, etc… donde ayuda en el proceso de fermentación.

También se puede beber. En este caso pon en un cazo 30 gr. de amazake, la misma cantidad de agua y llévalo a hervir, para el fuego y sírvelo con un poco de jengibre o limón rallado. Puedes tomarlo caliente o frío.

Por último, os descubro un poco el Kuzu.

Para mi gusto, el mejor espesante vegetal que hay hoy por hoy, y por si fuera poco, tiene infinidad de propiedades beneficiosas para el organismo; es un maravilloso macrobiótico.

En Asia ha sido utilizado como medicina y suplemento alimenticio desde la antigüedad. Uno de los usos más habituales del kuzu es el alivio de los síntomas de diarrea, de estreñimiento y de acidez. Esto se  debe a que regula la flora intestinal y a que provoca efectos antiinflamatorios a nivel intestinal.

También se le atribuye eficacia para fiebre, resfriados y migrañas, así como para los primeros síntomas de la menopausia, entre otros. Solo tenéis que buscar Kuzu en Google para que podáis comprobar la cantidad de beneficios que se le atribuyen.

El kuzu proviene de la Pueraria lobata, una planta de la familia de las leguminosas, a la que también pertenecen el garbanzo, el haba, la algarroba, la soja, etc… Es muy insípida y eso la hace un aliado formidable en la cocina, ya que puedes espesar cremas, repostería, o en este caso, helados, sin que afecte el sabor y además le estás añadiendo un plus de beneficios.

De 10.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *